Usos del Pepino según Eva

6957F1E3-2567-473D-80D3-F2AA3D9D84A1

Un viernes en la tarde llegó a la consulta Eva con su mamá. Estábamos hablando la mamá y yo mientras Eva estaba jugando con Yuly, mi asistente, con los juguetes de la clínica. Eva ha sido paciente de nosotros desde principios de año, cada vez que llega a la clínica nos alegra el día con sus ocurrencias. Por ejemplo en la cita pasada, llegó, se acostó en el sillón dental y antes de empezar el tratamiento dice:

-Eva: ¡Mami, ya!

-Dani: ¿Eva qué pasó, estás bien?

-Eva: ¡Sí! Nada más que mi mamá no se apura, y necesito el celular para que nos tomemos una selfie las tres juntas antes de empezar, porque sino al final de la cita estoy despeinada. Le prometí a mi amiga que le iba a enviar una foto.

Inmediatamente, la mamá nos pasó el celular y nos tomamos una selfie que quedó chivísima. Por esto y mucho más las citas con Eva son super inesperadas.

Siguiendo con la consulta actual, Eva siguió en nuestro rinconcito de juegos. En este lugar tenemos muchos juguetes, hay una canasta lindísima de alimentos. Hay alimentos sanos y otros no tan sanos, tenemos la pirámide de comida completa. Utilizamos estos alimentos para explicarle a los niños cuales alimentos son buenos para los dientes y cuales no. Eva quería que la atendiera inmediatamente, pero tenía que hablar varias cosas importantes con su mamá primero, entonces le dije que me acomodara del lado izquierdo de la mesita los alimientos que ella comía y a la derecha los que no, para que se mantuviera ocupada.

Mientras hablaba con la mamá, volví a ver lo que Eva estaba haciendo y tenía todos los alimentos verdes del lado derecho.

-Dani: ¿Vos no comés nada verde?

-Eva: Solamente uvas verdes sin semilla.

-Mamá: Es tan difícil, todo se lo tengo que camuflar en la comida.

-Dani: ¿Eva, y no te gustan los arbolitos?

-Eva: ¡No!

-Dani: ¿Las vainicas?

-Eva: ¡No!

-Dani: ¿El pepino?

-Eva: ¡Dani, jamás! ¡El pepino solo sirve para los ojos!

La mamá me vuelve a ver y nos reímos.

-Mamá: A Eva le encanta descansar con los pepinos en los ojos.

-Dani: Entiendo. Pero Eva, si probas el pepino como me contaste que comías la zanahoria con limón y sal, tal vez te guste. Yo de pequeña amaba el pepino así. Y obvio, que podés seguir usándolo para tus ojos también.

-Eva: Tengo que pensarlo, porque en este momento el único uso que tiene es hacerme descansar, y me encanta.

Eva tiene muy claro el único uso del pepino según ella, pero igual le propuse una forma diferente para que lo probara, con los niños hay que buscar opciones para que la comida sea lo más colorida posible. Cuando yo era pequeña no quería comer nada que no fuera pepino, zanahoria, tortilla y queso, se que mi familia sufría montones, entonces entiendo lo difícil que es el tema de la comida para los niños y para los papás. Si se vuelve un tema que se nos sale de las manos, es importantísimo buscar ayuda nutricional para que los puedan guiar a una dieta balanceada y que no sea un problema que siga el resto de la vida. Porque como siempre dicen: “somos lo que comemos.”

 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s